Empieza a parecer que le tengo unas ganas especiales al Grupo Planeta. No es así. Lo que sucede es que cuando uno es líder y va de líder, debe ejercer como tal en, como mínimo, la mayoría de ámbitos, especialmente los más fáciles. Ayer realizaba yo aseveraciones duras y mordaces acerca de una novedad de Deusto. Como sospechaba, el problema no es de Deusto ni de sus responsables, sino del Grupo Planeta y su concepción estratégica –o ausencia de ella- de la experiencia de uso de sus productos.

Siempre que escribo un artículo mordaz me queda un sinsabor. Prefiero dar buenas noticias, aunque a veces parezca lo contrario. Eso no significa que cambie de opinión aunque a veces, como saben los que me siguen desde hace tiempo, si es necesario rectifico, sea para bien o para peor. En este caso he querido cerciorarme del origen del problema. Mi sospecha es hacia el Grupo y su cultura corporativa, no hacia cada uno de sus sellos ni cada uno de sus responsables. Creo que, tras la sucinta prueba realizada hoy, no me equivoco. Para que cualquiera pueda repetirla, ha consistido en lo siguiente:

a/ He entrado en la web de PlanetadeLibros.com

b/ He clicado sobre la pestaña Ebooks

c/ He clicado sobre Novedades

d/ Han aparecido las 10 últimas novedades

e/ En todas ellas, he clicado sobre “Comprar”

f/ Me he deprimido

Ninguno de los enlaces me ha permitido comprar ningún libro en la web de Casa del Libro. Ninguno. De los 10 títulos, 7 fueron publicados ayer, pero 3 fueron publicados ¡el 21 de Diciembre de 2011! En algunos aparece el título en papel, con el sangrante mensaje de “descatalogado por distribuidor” ¡cuando es un lanzamiento y se trata de la cadena de tiendas del mismo Grupo! En otros simplemente vas a parar a la Home de Casa del Libro, con lo que se supone que deberías volver a buscarlo, cosa que no he hecho, pues la prueba no consiste en eso. En algunos casos ni tan siquiera llega a abrirse del todo el enlace.

Como no me tengo por un completo desalmado aunque sin duda algo tendré de cabroncete, he seguido con los 10 siguientes que, por orden de aparición, aparecen publicados todos el 21 de Diciembre de 2011. Todos los enlaces donde dice “Comprar” me llevan a la Home de Casa del Libro, no al lugar donde efectivamente poder comprarlo.

¿Sucede lo mismo con los libros de papel? No. Ergo no es un problema de la web. Todos los enlaces de “Compra” de los equivalentes en papel, excepto en un par de títulos que parece que sólo se han editado en digital, llevan a su página correspondiente de Casadelibro.com. Tampoco depende de la editorial, pues lo mismo sucede sea una que otra.

Como usuario y cliente de Planeta la experiencia de uso digital es decepcionante. De un total de 79 novedades, las 20 primeras son inaccesibles desde la web de PlanetadeLibros. En el momento de escribir esto, el 25% de las novedades de Planeta en libros digitales no está a un clic de distancia de su compra cuando desde su propia web me dicen –o se deduce- que debería ser así. Ignoro si con el 75% restante (59 novedades) pasa lo mismo. No he osado continuar.

Paradoja de las paradojas: es más fácil comprar, desde la principal página web del Grupo Planeta, un libro de papel que un libro digital. Planeta se toma la molestia de enlazar cada uno de sus libros de papel con su correspondiente página en Casa del Libro (propiedad del Grupo), pero no se toma la misma molestia en hacer lo mismo con sus libros digitales –como mínimo no con 20 de las 79 novedades. Enlazar correctamente un contenido es el ABC de la economía del hiperenlace. Planeta sabe hacerlo, pero no quiere o no le preocupa.

 

Posted by Bernat Ruiz Domènech

Observador activo de la industria editorial. Diletante y curioso vocacional / Observador actiu de la indústria editorial. Diletant i curiós vocacional

6 Comments

  1. Probablemente el error de Planeta aquí habrá sido delegarlo todo en su departamento TIC, o en “la empresa que les lleva la web”. En estos casos los que mandan no toman las decisiones, y los que toman las decisiones desconocen los objetivos de la casa
    Vamos, como en la web de RENFE

    1. Hola Lluisa,

      Bueno, es posible, pero para mí no es razón suficiente. Creo que hay algo en la cultura de las organizaciones que hace que no se tengan en cuenta ciertos detalles. Creo que si pasara lo mismo con los libros en papel alguien hubiera pegado un fuerte puñetazo encima de la mesa. No estoy seguro que la Alta Dirección de Planeta se lo tome igual en el caso del digital. No es posible, por una simple cuestión generacional, que toda la cúpula de planeta entienda las implicaciones del cambio de paradigma, porque incluso aquellos que ya estamos convencidos descubrimos algo nuevo cada día. Imagínate si, encima, no te lo crees…

      Puede haber la desconexión que tu comentas, de hecho creo que la hay, pero con el papel no pasa.

      Gracias por pasarte por aquí!

      Bernat

  2. […] Planeta y su problemática orientación digital […]

  3. Me parece una falta de respeto muy grande hacia sus clientes y un gran desprecio al sentido que va a seguir la edición en los próximos años, visto el camino andado por la editorial discográfica y cinematográfica, algo a lo que parecen también resistirse esta rama, por mucho que les pese.
    Tampoco creo que sea responsabilidad del departamento de informática, pues las entradas del catálogo de las ediciones en papel digo yo que serían introducidas por las mismas personas que las ediciones digitales sólo que, a mi juicio, no aprecian el amplio mercado sediento de contenidos que tienen ante sus propias narices.
    Un día de estos les arrollará el tren digital y se levantarán preguntándose qué les ha pasado y por qué.

    1. Hola Damian,

      El tren digital ya les está arrollando. Dentro del Grupo Planeta hay mucha gente con ganas de hacerlo bien, pero hay inercias muy difíciles de romper. Son esas inercias que lastran la cultura corporativa de una gran empresa las que impiden que se maniobre con agilidad. Y son tiempos ágiles. No sé de quien es la responsabilidad última de introducir los enlaces correctos, sí sé que equivocarse en papel es mucho más peligroso, para ellos, que hacerlo en digital.

      Gracias por pasarte por aqui!

      Bernat

  4. […] libro va más allá de la anécdota y es indicativo de lo que ya comentaba en otros artículos (1 y 2): o la cultura corporativa integra lo digital o se zambulle en el despropósito. No es de recibo […]

Comments are closed.